¿Qué es un Gestor de Contraseñas y por qué deberías tener uno?

Cómo tener una buena gestión de nuestras contraseñas sin morir en el intento.

Cada uno de nosotros maneja un promedio de 6.5 contraseñas distintas que se dividen y comparten entre nuestras cuentas de correo, banco, redes sociales, plataformas de entretenimiento y los otros muchos servicios a los que nos suscribimos.

Pretender acordarse de todas se está convirtiendo en una tarea cada vez más difícil motivo por el cual muchas personas prefieren utilizar siempre la misma contraseña. Ello termina siendo un problema para la seguridad online y puede llegar a costar muy caro.

Por este motivo es que necesitamos integrar a nuestra vida online un Gestor de contraseñas o Password Manager. Te explicamos qué es y por qué deberías tener uno.

Un must: el Gestor de Contraseñas

Una buena gestión de contraseñas implica saber la menor cantidad de contraseñas posibles ¿Cómo podemos hacerlo?

La idea es tener todas las contraseñas guardadas en un gestor de contraseñas, una especie de caja fuerte donde se almacenan de forma segura todas las passwords que usamos por Internet.

De esta manera sólo deberemos recordar una única contraseña, conocida como contraseña maestra, que nos permita ingresar al gestor y ver todas las que tenemos guardadas. 

El gestor se puede encargar de generar contraseñas automáticamente con números, mayúsculas y símbolos de forma tal que no tengamos que elegir nosotros cuál usar y terminemos siempre con la misma.

¿Cuál usar?

En el mercado podemos encontrar varias opciones. Las dos más conocidas son LastPass y 1Password. Ambas son gratuitas y se integran fácilmente a los navegadores. Además cuentan con versiones para escritorio o mobile.

Algunos navegadores como Chrome, Safari o Mozilla incluyen por defecto un gestor. Estos tienen la ventaja de que resultan totalmente integrados y fáciles de usar. Resulta altamente recomendable usarlo y aprender a sacarle jugo a esta funcionalidad. 

Como recomendamos en este otro post, al uso de contraseñas fuertes hay que sumarle el doble factor de autenticación. Ya sea a través de Google Authenticator o un SMS, nuestras cuentas de correo y redes sociales van a estar mucho mejor protegidas si agregamos este paso extra para iniciar sesión.

Dejá tu comentario